jueves, 25 de abril de 2013

DUDA EXISTENCIAL

Negativamente no, Don Gervasio,
y fíjese que cuando digo no, afirmo,
pues si "negativamente no" será que sí
y si digo "sí que no" es que no
a pesar de haber dicho "sí"
y es que dijera o dijese  como fuera o fuese
siento embargada la razón,
el sentimiento eclipsado y el zurrón vacío;
y en estas condiciones, no puedo afirmar ni negar,
me siento bipolarizado
entre el querer y no poder
pues es imposible apretarse el cinturón
y, a la vez, bajarse los pantalones.
¿cómo se puede gastar más para que haya consumo
y crezca la economía
si el estipendio por el trabajo es menor
hay seis millones de parados en España
y los impuestos y recortes nos consumen y ahogan?
Yo creo que hay una contradicción, un revuelo,
un timo, una opresión, como pasa con la poesía
que si no es social, está en el Limbo.
Sí, ¿no?

© Luis Vargas 

3 comentarios:

  1. Me resulta muy bueno, y simpática la galimatías, que produces.

    Abrazos, amigo

    (fíjate que sobra la "y" en el verso 12 "pues es imposible apretarse el cinturón"

    ResponderEliminar
  2. Bueno, lo de la "y" ya lo arreglé. Lo que no tiene arreglo es saber si cuando se niega dos veces se afirma, o cuando se afirma dos veces es que te están engañando...
    Hay quien dice mucho: "y ahora hablando en serio" ¿qué pasa, es que antes hablábamos en broma?...o cuando se dice ¡te lo digo de verdad! ¿qué pasa que antes me lo decías de mentira?...Son fenómenos del habla que no terminan de estar claros, pero que, con agudeza, se interpreta...

    ResponderEliminar
  3. Bueno, también, suele decirse como reafirmando. Luego, también tenemos que cuando exclamamos: no puede ser, no puede ser! estamos afirmando, con nuestro desacuerdo, por ej, ante la derrota 4 x 1, del Real Madrid en la semifinal de la Liga de Campeones, decía para mí: No puede ser, no puede ser...porque, aunque, vi el partido, de principio a fin, no podía asimilar el batucazo.

    Abrazos

    ResponderEliminar