jueves, 8 de mayo de 2014

NO SE SABE CUÁNDO PUEDE CAMBIAR LA HISTORIA

NO SE SABE CUÁNDO PUEDE CAMBIAR LA HISTORIA

De poemas anteriores, y de otros
y de otros...,
queda incrustado el pasado,
esquirlas que escriben
el presente.

Aunque allanemos los dobleces de la vida,
pliegos encordados
para la historia,
con espejismos de agua de oasis
en insaciables metáforas
poéticas,

la realidad nos terminará desposando
con algún anillo
del tronco del ciprés;
y con dos óbolos de plata
pagaremos el viaje..

Pero hoy, sigue siendo hoy
y la poesía revive.

Begoña M. Bermejo

3 comentarios:

  1. De poemas anteriores y de otros
    y de otros...,
    queda incrustado el pasado,
    con esquirlas que escriben
    el presente.

    (¡qué manía con romper el ritmo)

    Aunque allanemos los dobleces de la vida,
    con pliegos encordados para la historia,
    y espejismos de agua de oasis
    de insaciables metáforas poéticas,
    la realidad nos terminará desposando
    con algún anillo
    del tronco del ciprés;
    y con dos óbolos de plata
    pagaremos el viaje...

    (¡que manía con escribir versos de gramática incoherente!)

    Pero hoy, sigue siendo hoy
    y la poesía revive.

    (esto si que es verdad, coño¡)

    -míralo bien que hay variaciones con el tuyo: sólo de ritmo y nexos de versos o frases gramaticales-

    ResponderEliminar