viernes, 16 de mayo de 2014

BIOGRAFÍA NATAL

Nací de una Margarita
y fui siempre un capullo.
Mi padre fue Bienvenido
y yo fui un bienhallado
un día de lluvia
en medio de febrerillo el loco.

© Luis Vargas

5 comentarios:

  1. Ja! Pero, qué bien te ha quedado. Te mereces dos abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una verdad simple pues mi madre se llamaba Margarita y mi padre Bienvenido. A mi madre la pusieron ese nombre porque nacio el día de San Pascasio que, por coincidencia se llamaba mi abuelo, su padre, un 22 de febrero, pero ¿cómo le ibana poner Pascasia a la chiquilla y como en el santoral existía una Sta Margarita, pues no se marearon mucho la cabeza. Y lo de mi padre es más simple: mi abuelo tenía tres hijos u esperaba una hija con ansiedad, pero llego mi padre y al comunicárselo a mi abuelo, con resignación, dijo: pues que se bienvenido. y así se llamó.

      Eliminar
    2. Sí, antes eso de los nombres se regía mucho por el santoral. Hoy, al menos por acá, gustan de inventar nombres —buscando singularidad—, y los hay...pero, comienza otra ¨moda¨, donde felizmente, se regresa a los nombres de nuestra cultura. Y es que, como la religión está de moda, los curas exigen nombres ¨pronunciables¨ para el bautizo.

      Eliminar
  2. Buen resumen, aunque discrepo en lo de siempre capullo, pues yo te he visto florecer.
    Besos

    ResponderEliminar